En la basílica inferior de Santa María de los Ángeles, a las 11 horas, se dio inicio con el canto la santa Misa solemne presidida por el neo electo Ministro general fray Roberto Genuin. Dadas las circunstancias y el lugar, para la celebración fueron elegidos los textos de la Misa del Seráfico Padre. Luego de la proclamación del Evangelio de Mateo (11, 25-30), el Ministro realizó la homilía en lengua italiana, traducida paso a paso al inglés. En ella puso el acento sobre la oración que dirige Jesús al Padre (“has escondido estas cosas a los sabios y a los doctos y la has revelado a los pequeños”) y sobre las palabras por Él dirigidas a los discípulos (“vengan a mí, ustedes que están cargados y agobiados, y yo los aliviaré. Tomen mi yugo sobre ustedes y aprendan de mí, que soy manso y humilde de corazón”), palabras que son bien convenientes a cuantos recibieron la misión del servicio a los hermanos. La Santa Misa concluyó delante de la tumba de San Francisco, en la cripta, donde el Ministro general y su vicario renovaron la profesión de fe y juraron fidelidad a la santa Iglesia, al Sumo Pontífice y su magisterio, y a los obispos unidos en comunión con él.

Fuente: http://www.capitulum2018.ofmcap.org/es/peregrinos-a-asis

Cerrar menú